Cómo tratar la sudoración excesiva

Cómo tratar la sudoración excesiva

La sudoración excesiva o hiperhidrosis puede ser un problema para los hombres. Después de todo, los hombres tienen más de 2 millones de glándulas sudoríparas. Eso es suficiente para que te sientas como un aspersor.

Seamos realistas: si eres humano, sudarás.. Es una reacción normal cuando tu cuerpo necesita enfriarse.

El olor corporal y las manchas de sudor no son deseables. Ambos son causados por bacterias en glándulas sudoríparas especiales que se encuentran principalmente en las axilas y la ingle.

¿Qué hacer cuando empiezas a sudar y no puedes parar? Ese es el tema del artículo de hoy.

La sudoración excesiva provoca:

  • Falta de humedad en el cuerpo. Sientes la piel seca y empiezas a notar los efectos de la deshidratación.
  • Las bacterias causantes del mal olor prosperan. Especialmente en las zonas de las axilas y las ingles.
  • Sientes la ropa pegajosa y húmeda. La incomodidad resultante puede provocar erupciones cutáneas.
  • Entrepierna pantanosa. Sudoración excesiva en la ingle que provoca picor/rascado en los testículos e infecciones fúngicas.

Tanto si trabajas 12 horas al día, como si juegas un partido de baloncesto de 3 horas o sales a bailar toda la noche, te ayudará saber que puedes llegar hasta el final sin que el sudor te juegue una mala pasada.

1. Rehidratar el cuerpo para evitar la sudoración excesiva

Cuando tu temperatura corporal sube demasiado, las glándulas sudoríparas segregan agua para enfriarla de nuevo. Reponga su cuerpo con líquidos hidratantes.

Bebe mucha agua a lo largo del día. Regula tu temperatura corporal bebiendo al menos 8 vasos grandes de agua al día. El agua evita que tu cuerpo se sobrecaliente y previene la necesidad de sudar.

Beber mucha agua elimina a través de la orina las toxinas del cuerpo que causan malos olores.

El Instituto de Medicina (IOM) recomienda que los hombres beban al menos 101 onzas de agua al día, algo menos de 13 vasos.

Bebe 1-2 tazas de té de salvia al día. Las hierbas son un remedio natural que calma las fibras nerviosas que hacen que produzcas sudor excesivo. El té de salvia es un remedio herbal utilizado para la sudoración profusa debido a sus propiedades astringentes. Para preparar una taza, hierve un puñado de hojas de salvia, cuela las hojas del líquido y deja que el té se enfríe un poco antes de beberlo.

Deja el café. Tomar bebidas con cafeína puede hacerte sudar en exceso.

2. Cambia de desodorante

desodorante masculino con ingredientes naturales

Compra un desodorante corporal natural que no contenga parabenos, ya que estos productos no contienen ningún xenoestrógeno reductor de la testosterona (como los parabenos y el aluminio).

En general, los polvos de talco son seguros, pero su aplicación en las axilas resulta engorrosa. Una opción menos engorrosa es utilizar un desodorante en roll-on diseñado específicamente para mantener las axilas frescas y secas.

3. Protege tu entrepierna de la sudoración excesiva

hombre ocultando su entrepierna con las manos

Es un gran día para usted. La sala de reuniones está abarrotada de ejecutivos de alto nivel que esperan tu presentación. Te pones de pie y empiezas a notar cómo te caen gotas de sudor por la pierna. En lugar de centrarte en tu presentación, tus pensamientos se centran ahora en si parece que te has meado en los pantalones.

La entrepierna pantanosa es un problema embarazoso del que no se habla abiertamente. El sudor constante en la región inguinal aumenta el riesgo de desarrollar infecciones por hongos.

¿Cómo lidiar con las bolas sudorosas que pican?

Puede que antes usaras talco para bebés y ahora necesites algo con aroma masculino.

No te pongas desodorante en la entrepierna. Es una zona demasiado sensible para un desodorante normal.

Los antitranspirantes actúan bloqueando las glándulas sudoríparas. Los poros obstruidos en la ingle pueden provocar irritación y erupciones.

Por cierto, también le interesará:  Las mejores fragancias unisex

Tanto si entrenas en un gimnasio, como si montas en bicicleta con regularidad o eres un hombre que generalmente tiene problemas de sudoración en la zona de la ingle, necesitas un polvo corporal para hombre que esté específicamente diseñado para la zona de la entrepierna.

Busca un producto que sque alivie y refresque la piel y que no contenga talco ni mentol (porque queman), aluminio ni parabenos.

Para utilizarlo, cúbrase la palma de la mano en forma de copa y, a continuación, rocíelo en la zona preferida. También puede espolvorearse directamente sobre la ropa interior antes o después de vestirse.

Su aplicación regular previene las rozaduras en la ingle, evita los pinchazos y mantiene los frutos secos frescos y secos.

4. Usa la ropa adecuada para evitar la sudoración excesiva

Hombre con camiseta rosa de manga corta

La ropa que lleves puede aliviar o aumentar tus molestias durante los meses de verano.

  • Elige tejidos que absorban el sudor. El algodón absorbe la humedad, al igual que los tejidos de alto rendimiento de la ropa deportiva. Los materiales de alto rendimiento tecnológico son ideales para los entrenamientos, ya que están diseñados para evacuar la humedad del cuerpo.
  • Utiliza tejidos transpirables. Los tejidos naturales transpirables son una opción preferible. El lino tiene un tejido suelto, lo que lo convierte en una excelente opción para los climas cálidos. La lana ligera, el algodón, el cáñamo y el lino son materiales transpirables que permiten la libre circulación del aire hacia la piel.
  • Ponte capas ligeras. Una camiseta interior de algodón 100% para absorber el exceso de sudor garantiza que la camiseta permanezca relativamente seca.
  • Elige los colores adecuados. Las manchas de sudor se ven más claramente en los colores claros. La gente va a notar que estás sudando con una camiseta blanca o rosa. Tu sudor no se va a notar tanto en colores más oscuros o estampados.
  • Lleva ropa extra. Lleva una camiseta de repuesto para poder ponerte ropa seca después de una sesión de sudor inusual. Utiliza el baño o el coche para cambiarte y límpiate el exceso de sudor con un pañuelo o toallitas antes de ponerte ropa limpia.
  • Lleva ropa holgada. La ropa ajustada restringe la circulación del aire. La ropa holgada es adecuada para el verano porque permite que el aire fluya hacia la piel y se aleje de ella.

5. Cambie su dieta para prevenir la sudoración excesiva

Frutas y verduras importantes para el crecimiento del cabello
Consume alimentos frescos. Incluye en tu dieta mucha fruta y verdura fresca, sobre todo la que tenga un alto contenido en agua.

Sudoración gustativa se refiere a la sudoración térmica inducida por la ingestión de alimentos. Algunos alimentos hacen sudar más que otros.

La calidad de tu sudor está influida por lo que introduces en tu cuerpo.

  • Evita la comida rápida, los platos precocinados procesados, los dulces endulzados artificialmente, los refrescos o los alimentos que contengan jarabe de maíz con alto contenido en fructosa. Todos estos alimentos aumentan el número de toxinas en tu organismo. Estas toxinas obstruyen los poros y se mezclan con el sudor para producir un olor corporal desagradable.
  • Evita las comidas picantes. Ingerir alimentos picantes aumenta la temperatura corporal y provoca sudoración térmica. Alimentos como los pimientos picantes hacen que sudes más. El picante procede de una sustancia química presente en los pimientos picantes, la capsaicina. El ajo y la cebolla pueden hacer que tu sudor huela mal. Cuando salgas, come alimentos más suaves para evitar la sudoración gustativa. Otros alimentos que aumentan el olor desagradable del sudor son el brécol, la col y las coles de Bruselas.
  • Come alimentos frescos. Incluye mucha fruta y verdura fresca en tu dieta, sobre todo la que tenga un alto contenido en agua. Alimentos como los tomates, los pepinos, las sandías, los cereales integrales, el pescado, la carne magra, las legumbres y los huevos son opciones mucho más saludables.
Por cierto, también le interesará:  ¿Qué es el co-lavado (y es adecuado para usted)?

6. Crear buenos hábitos para prevenir la sudoración excesiva

Conviértase en un fanático de la higiene. Las prácticas de higiene frecuentes eliminan los malos olores causados por el sudor. Adopta estas sencillas prácticas en tu rutina diaria:

  • Tenga una rutina de baño diaria. Considera la posibilidad de bañarte dos veces al día si tienes la oportunidad. Utiliza un jabón antibacteriano o desodorante que te ayude a eliminar las bacterias causantes del mal olor.
  • Báñate o dúchate con agua tibia. El agua caliente hace que la ducha sea más agradable, pero también aumenta la temperatura corporal y provoca una sudoración excesiva.
  • Utiliza un pañuelo, toallitas húmedas & pañuelos de papel. Cuando estés fuera de casa, lleva una bolsa de toallitas húmedas que puedas usar en la axila y en el cuerpo para limpiar el sudor rápidamente en el baño.
  • Lleva un desodorante natural sobre todo después de una actividad física o una experiencia estresante, como una presentación en público.
  • Haz ejercicio. El exceso de grasa corporal actúa como aislante, elevando la temperatura corporal interna y aumentando la producción de sudor. Las personas con sobrepeso son más propensas a la sudoración excesiva que las de peso normal. Perder algo de grasa corporal extra le ayudará a reducir significativamente la sudoración.

7. Reducir el estrés para prevenir la sudoración excesiva

La sudoración excesiva también puede estar causada por la ansiedad, el miedo, el nerviosismo, el dolor, la tensión y el estrés. La sudoración emocional es independiente de la temperatura ambiente.

Realidad: El estrés le hace sudar más.

Ciertas situaciones pueden hacerte sudar más de lo habitual. Los recuerdos, las emociones y los acontecimientos pueden activar las glándulas sudoríparas y hacerte sudar más de lo habitual.

Para evitarlo, debes aprender a relajarte y a manejar tus emociones.

Practicar meditación o técnicas de relajación a diario te ayudará a ganar control sobre muchas de las funciones automáticas del cuerpo (sudoración, latidos del corazón, presión sanguínea y tensión muscular). Esto reducirá considerablemente la sudoración nerviosa y emocional.

Estar más relajado aumenta la confianza en uno mismo y reduce la posibilidad de que las glándulas sudoríparas se pongan a sudar más de la cuenta.

8. Busque ayuda médica para prevenir la sudoración excesiva

profesional médico con corbata

En ocasiones, la sudoración profusa puede ser signo de una enfermedad grave.

La hiperhidrosis o sudoración excesiva es una afección médica que induce a las glándulas sudoríparas a reaccionar de forma exagerada ante los estímulos. Las glándulas hiperactivas producen más sudor del necesario.

El hipertiroidismo también puede causar sudoración excesiva y requiere atención médica.

Como último recurso, considera las siguientes soluciones tras consultar con un profesional médico:

  • Vía oral medicamentos – Robinul, Diropan y Cogentin facilitan el flujo de la transpiración y reducen la sudoración. Estos medicamentos actúan impidiendo la estimulación de las glándulas sudoríparas.
  • Antidepresivos ayudan a reducir la sudoración excesiva cuando la causa está directamente relacionada con la angustia emocional.
  • Botox – Las inyecciones de Botox actúan bloqueando los nervios que estimulan la sudoración durante un periodo de hasta 9 meses.
  • Iontoforesis – Tratamiento no invasivo que consiste en hacer pasar por la piel una corriente eléctrica de baja intensidad que inutiliza temporalmente las glándulas sudoríparas. Inicialmente se realiza durante 20-30 minutos diarios y luego se reduce gradualmente a sesiones semanales y mensuales.
  • CirugíaLiposucción es un procedimiento seguro y no invasivo que se realiza con anestesia local. Endoscopia torácica simpatectomía consiste en extirpar los nervios que envían señales a las glándulas sudoríparas para que empiecen a producir sudor. Ambos procedimientos pueden provocar un aumento de la sudoración en otras partes del cuerpo y conllevan efectos secundarios no deseados.
Por cierto, también le interesará:  Fragancias nicho: ¿Valen la pena?

Consulte siempre a su médico: es esencial comprender la causa subyacente de su sudoración antes de decidir seguir un tratamiento médico.

Y ahí lo tenemos. La sudoración profusa puede ser desagradable y antiestética, pero puede controlarse eficazmente si mejoras tu dieta, bebes mucha agua y prestas atención a los tejidos que vistes.

Preguntas frecuentes: Cómo tratar la sudoración excesiva

¿Cuáles son las causas de la sudoración excesiva en los hombres?

A menudo se debe a la hiperhidrosis, en la que las glándulas sudoríparas actúan en exceso. Factores como el estrés, la medicación o las afecciones médicas también pueden contribuir.

¿Hay alguna forma de dejar de sudar por completo?

No es posible dejar de sudar por completo, ya que se trata de una función corporal natural y necesaria, pero existen muchas formas de controlar y reducir la sudoración excesiva.

¿Puede ayudarme el cambio de dieta con la sudoración excesiva?

Sí, evitar los alimentos picantes, la cafeína y el alcohol puede reducir la sudoración, ya que pueden estimular las glándulas sudoríparas.

¿Existe alguna solución rápida para la sudoración antes de un gran acontecimiento?

Usar tejidos transpirables y antitranspirantes de concentración clínica puede ayudar. Además, mantenerse fresco con un pañuelo o un ventilador portátil puede proporcionar un alivio rápido.

¿Con qué frecuencia debo aplicarme antitranspirante para controlar la sudoración excesiva?

Para obtener mejores resultados, aplíquelo por la noche antes de acostarse sobre la piel limpia y seca, y vuelva a aplicarlo por la mañana si es necesario.

¿Existe algún tratamiento médico para la sudoración excesiva?

Sí, los tratamientos van desde antitranspirantes con receta y medicamentos orales hasta inyecciones de Botox e incluso cirugía para casos graves.

¿Perder peso ayuda a combatir la sudoración excesiva?

Puede que sí, ya que el sobrepeso puede aumentar la sudoración. Adoptar un estilo de vida más saludable puede mejorar su bienestar general y reducir potencialmente la sudoración.

¿Pueden las técnicas de control del estrés reducir la sudoración?

Por supuesto, ya que el estrés puede desencadenar la sudoración. Técnicas como la respiración profunda, la meditación y el yoga pueden ayudar a controlar los niveles de estrés.

¿Está bien usar polvos de talco para controlar el sudor?

Los polvos de talco pueden ayudar a absorber la humedad y evitar rozaduras, pero es mejor usarlos con moderación y elegir una fórmula sin talco.

¿Son eficaces los remedios naturales contra la sudoración excesiva?

Algunas personas encuentran útiles remedios naturales como el té de salvia, el hamamelis y la manzanilla, aunque pueden no ser tan eficaces como los tratamientos clínicos.

¿Puede la sudoración excesiva ser signo de un problema más grave?

En algunos casos, sí. Si la sudoración es repentina, excesiva y sin motivo aparente, conviene acudir al médico.

¿La sudoración excesiva afecta al sueño?

Puede hacerlo, sobre todo si hay sudoración nocturna. Usar ropa de dormir transpirable y sábanas que absorban la humedad puede ayudar.

¿Cómo afronto los apretones de manos cuando siempre me sudan?

Llevar un pañuelo para secarse discretamente las manos antes de estrecharlas puede ayudar, al igual que utilizar lociones antitranspirantes para manos.

¿Puedo llevar sandalias o zapatos abiertos para reducir la sudoración de los pies?

Sí, los zapatos abiertos pueden mejorar la circulación del aire alrededor de los pies, lo que puede reducir la sudoración.

¿Cómo puedo evitar el mal olor de pies asociado a la sudoración excesiva?

Mantenga los pies limpios y secos, cámbiese los calcetines con regularidad y considere la posibilidad de utilizar polvos para pies o plantillas especializadas que combatan el mal olor.

¿Qué tipo de ropa es mejor para controlar la sudoración excesiva?

Busca tejidos ligeros y transpirables como el algodón, el lino o los sintéticos que absorben la humedad y permiten que tu piel respire.

Etiquetas:

Dejar una respuesta